Blog

Masaje tántrico en Madrid, un regalo para cuerpo y mente

by Admin 20-05-2016
Regálate un buen masaje tántrico

El masaje tántrico es una experiencia de placer singular en la cual llegar a la eyaculación o al orgasmo queda en segundo plano. La finalidad del masaje tántrico es sanar el cuerpo y reconectarlo con la mente mediante el placer.

El masaje tántrico, al igual que otro tipo de masajes eróticos en Madrid, se lleva a cabo en un ambiente íntimo y relajado entre cliente y masajista erótica.

Lo que se busca por medio del masaje tántrico es estimular nuestra percepción y, sobre todo, nuestra sensibilidad a dichos estímulos. El masaje tántrico busca desactivar y relajar la mente, sentir cada leve roce de piel.

Cada pequeño movimiento de yemas puede provocar un rio de sensaciones y desembocar en un absoluto estado de paz. El masaje tántrico no busca el sexo, aunque si bien el deseo sexual está presente durante las sesiones.

Beneficios del masaje tántrico

  • Reduce la presión arterial.
  • Regula el ritmo cardíaco.
  • Disminuye el cortisol de nuestro cuerpo (sustancia asociada con el estrés).
  • Libera endorfinas.
  • Mejora la circulación de la sangre.

El hombre y la mujer tienen un cuerpo diferente, con diferentes necesidades y distintas formas de estimularlo. Existe una gran variedad de masajes eróticos en Madrid, el masaje tántrico se subdivide en: masaje Lingam (para hombres) y masaje Yoni (para mujeres).

Masaje Lingam

La zona genital masculina es conocida por el tantra como zona Lingam, ahí es donde se encuentra el chakra sexual. Según la filosofía tántrica, este chakra simboliza la unión entre mente, cuerpo y espíritu. El masaje Lingam persigue la relajación del hombre masajeando su parte más sensible.

Antes de inicar el masaje Lingam se suele masajear el resto del cuerpo, aislando la zona Lingam (significa vara de luz), para así relajar su cuerpo.

El masaje Lingam trabaja el pene, los testículos, el ano y el perineo, buscando siempre la relajación del hombre, aunque, al tratarse de un masaje erótico, la excitación y posterior eyaculación son probables; especialmente si es la primera vez que experimenta el masaje tántrico.

Con el tiempo, el masaje Lingam ayuda a retardar e incluso controlar la eyaculación, lo que conlleva a relaciones sexuales más largas e intensas.

Masaje Yoni

El masaje Yoni, como muchos otros masajes eróticos en Madrid, requiere de un ambiente íntimo y agradable. Le puede preceder un baño relajante y es recomendable recurrir a música suave, velas e incienso durante el periodo tiempo que dure el masaje Yoni. Cuando el entorno es propicio, la mujer se relaja y se abre con mayor facilidad a estímulos sensoriales. El masaje Yoni empieza al derramar aceite o lubricante por el montículo Yoni; se masajea con movimientos suaves y muy lentos: labios mayores, labios interiores, clítoris y finalmente el punto G. No se busca el orgasmo, pero es normal que éste se dé.

Si quiere hacer estremecer su cuerpo y viajar a un nuevo nivel de relajación y placer solo debe contactar con nosotros. Cualquiera que sea el masaje tántrico que necesite, aquí lo encontrará.